Doña Tula, suegra
Bibliografía

Guiral, Antoni:

Cuando los cómics se llamaban tebeos: La Escuela Bruguera (1945-1963), Ediciones El Jueves, Barcelona, 2004.

Guiral, Antoni; Soldevilla, Joan Manuel:

El mundo de Escobar, Ediciones B, Barcelona, 2008.

Doña Tula, suegra

El nacimiento en 1951 de Doña Tula, suegra de Josep Escobar fue a resultas de un encargo de realizar una serie con un cariz adulto para una nueva revista de Bruguera, El DDT contra las penas. En la historieta se caricaturiza la vida cotidiana de la vida de una pareja que, debido a sus modestos recursos económicos, comparte piso con la suegra del marido. Doña Tula, de profesión suegra, es una viuda con mal carácter, marimandona y de maneras explosivas, que tiene como objetivo proteger a su querida hija de practicar los trabajos domésticos de la casa. La mayor parte de las labores del hogar las hace el yerno, bajo la estricta supervisión de la suegra.

Doña Tula arregla los conflictos que puedan haber entre suegra y yerno con un uso indiscriminado de violencia (garrotazos, puñetazos e intentos de estrangulamiento). Clotildo, el yerno, ante el autoritarismo de la suegra, intenta con pequeñas triquiñuelas escaparse de sus obligaciones domésticas y, de vez en cuando, consigue pírricas victorias. La hija, Filomena, aunque suele intentar suavizar las situaciones, se pone habitualmente de parte de su madre. En una historieta, cuando Filomena observa que su marido ha esquivado un puñetazo de su madre y ésta se ha hecho daño con la pared, no duda en reclamarle que no le costaba tanto aguantar “un pequeño sopapo”.

La serie reflejaba de forma caricaturizada y exagerada la manipulación, la intolerancia y la violencia en el seno de una familia que dista mucho de ser feliz. La censura franquista advirtió en 1955 que Doña Tula, suegra no cumplía con las normas legales que obligaban a que en las historietas humorísticas no se ridiculizara ni la autoridad de los padres ni la santidad de la familia y del hogar. Josep Escobar, ante la tesitura de suavizar el tono de la serie, prefirió darla por terminada. Curiosamente, en 1959, en el Suplemento de Historietas de El DDT, resucitaron la serie con historietas inéditas, pero con el título de Tía Tula, lo que suponía un cambio total en el parentesco de los protagonistas.

Personajes

Doña Tula

Una mujer de carácter fuerte, mandona, dictatorial y egoísta, tierna con su hija pero absolutamente déspota con su yerno, al que tiene constantemente asustado.

Clotildo

Queda como un cero a la izquierda en el entorno familiar. Subyugado por su suegra y en muchas ocasiones ignorado por su esposa, no tiene más remedio que lidiar con su destino y esquivar los tortazos de doña Tula.

Filomena

Una chica que vive anulada como persona, a la sombra de la fuerte personalidad de su madre, y que apenas puede contener los estallidos de furia maternales.